/*Google Analytics*/
4 trámites fundamentales antes de comprar una vivienda de 2ª mano
logo-de-interalde
Seleccionar página

Probablemente comprar una vivienda sea el desembolso económico más grande que hacemos en nuestra vida por lo que no lo debemos dejar al azar. ¿Quién no conoce a alguien que, tras dar la señal, se encuentra con que el piso tenía una hipoteca?

O se tiene que enfrentar a unos gastos imprevistos de comunidad, o tal vez la estructura del edificio no esté tan bien como parecía,….por poner algunos ejemplos. Es muy importante prestar atención y realizar las comprobaciones necesarias para que lo que comenzamos con gran ilusión no se transforme en una pesadilla.

¿Cuáles son los cuatro trámites fundamentales que pueden ayudarte en este proceso?

1.  Revisar la vivienda

Hemos visto un montón de viviendas y por fin hemos decidido que ésta es la adecuada. Estupendo. Pero antes de dar el paso deberemos comprobar varias cosas: por una parte deberemos comprobar que la vivienda tiene efectivamente los metros que nos dicen que tiene y que las instalaciones de luz, gas y demás funcionan correctamente.

No estará de más visitar la vivienda a diferentes horas del día, entre semana como en fin de semana ya que nos puede evitar sorpresas desagradables. A veces, las zonas cambian mucho dependiendo de las horas del día y una zona que entre semana se presenta como tranquila se transforma en lugar de fiesta las noches del fin de semana.

También es recomendable hablar con l@s vecin@s, comerciantes o personal de las porterías. Identificar previamente si existen personas difíciles o problemáticas en el vecindario puede evitarnos situaciones desagradables. Conocí el caso de una pareja que compró un piso en cuya comunidad vivía una señora desequilibrada mentalmente. Los anteriores propietarios vendieron el piso aprovechando una temporada que la señora en cuestión estuvo internada en un psiquiátrico. Esto no les hubiese pasado de haber seguido  esta sencilla recomendación .

2. Visita al registro

La visita al registro nos confirmará datos fundamentales sobre la titularidad de la vivienda y sus posibles cargas. Cualquier persona puede solicitar una nota simple de la vivienda por el módico precio de unos 3 euros y en ella vendrán datos como la ubicación, la superficie o la titularidad del inmueble. Esta nota también nos informará de la existencia de embargos, servidumbres, posibles hipotecas,usufructos o arrendamientos.

Especial atención tendremos que prestar a cuántos titulares constan ya que todas las personas que figuran como tal tendrán que firmar la compra-venta. La negativa de una nos puede complicar toda la operación.

También será muy importante tener en cuenta las posibles hipotecas que puedan afectar a la vivienda no sea que nos tengamos que hacer cargo de una deuda que no conocíamos.

3. Comunidad de propietarios

Deberemos tener un encuentro con la persona que lleve la comunidad de propietarios para acreditar que la vivienda se vende libre de deudas con la misma.

También deberemos interesarnos por el buen funcionamiento de las instalaciones del edificio (ascensor, calefacción…) y el perfecto estado de su estructura (tejado, vigas…) ya que en el caso de que haya previstas derramas para acometer obras de reparación, puede tener una gran incidencia económica que influya en la negociación del precio de compra-venta.

También es muy importante saber qué compromisos de pago tiene la comunidad, si tiene portero, piscina o jardinero la cuota mensual será sustancialmente más elevada que en caso contrario.

4. Viabilidad económica de la operación

Deberemos tener en cuenta que, al precio de la vivienda, tendremos que añadir todos los gastos aparejados a la compra de la misma, como gastos de registro, notaría, impuesto sobre transmisiones patrimoniales…

En el caso de necesitar financiación para la compra del inmueble, deberemos asegurarnos que  nos concederán la hipoteca y que podremos hacer frente a todos los gastos derivados de la operación.

Si ya hemos dado una señal y no conseguimos  la financiación perderemos el dinero adelantado. El miedo a perder esta señal puede hacer que aceptemos cualquier tipo de financiación que nos ofrezcan, aunque sea con un tipo de interés muy alto o con unas comisiones abusivas.

Este tipo de trámites son, entre otros, algunas de las actividades que realizamos en Interalde desde nuestro servicio de Personal Shopper Inmobiliario.

¿Me cuentas tus experiencias en la adquisición de tu vivienda? Te espero en la sección de comentarios.

vivienda-segunda-mano

Autor: Mitxel Andreu

Si te ha gustado este artículo, te agradecemos lo compartas por las redes sociales. Y, si lo prefieres haz clic en la siguiente imagen, déjanos tu correo electrónico y te mantendremos actualizad@ por email:

suscribirse-por-email

¡Gracias por la visita! 

 

arantza-eguskizaExperta inmobiliaria y financiera. Personal Shopper Inmobiliario, facilito el proceso de adquisición de inmuebles. Agente de compra para inversionistas, empresas y personas que buscan su hogar ideal.

LinkedInTwitterFacebookPinterestGoogle+Email